Mauricio Macri: «Más peligroso que el coronavirus es el populismo»

Macri populismo
Macri habló de populismo
Polémicas declaraciones del ex presidente.

Mauricio Macri participó del V Encuentro Ciudadano organizado por la Fundación Libertad y Desarrollo en Guatemala, en el panel «Centroamérica, dramas y oportunidades, desafíos y soluciones». En ese marco sostuvo que «Para mí, algo mucho más peligroso que el coronavirus es el populismo».

Las declaraciones causaron mucho ruido en Argentina y generaron un fuerte rechazo. «El populismo lleva a hipotecar el futuro. Compromete no solo el desarrollo sino el futuro básico de las comunidades», expresó el ex jefe de Estado.

Además, Macri expresó que el populismo «destruye el trabajo y el respeto a la ley». En ese sentido señaló que «Ha desarrollado un sistema de decir que ellos -los que adhieren a la corriente- son los que representan al pueblo».

Leé también: Mussi culpó a los cuatro años de Cambiemos por la falta de agua

«Ellos necesitan gobernar sin contrapesos para poder imponer todas las arbitrariedades que niegan los avances del mundo y de la tecnología», subrayó Macri, que también consideró que se debe batallar contra el populismo en América Latina.

El ex presidente, que reapareció públicamente en una actividad oficial luego a más de tres meses de su salida del poder, resaltó que el «éxito» de los países está relacionado a la «revolución tecnológica. ¿Por qué fracasan los países?, ¿por qué tienen éxito los países? Porque se animan a la revolución tecnológica, se animan a la competencia, a la transparencia. Todos son valores que tienen que estar y para eso nos tenemos que unir», aseguró.

Leé también: Quiso conectar la luz para sus vecinos y murió al recibir una descarga eléctrica

Por último, el ex mandatario dijo que «Hoy día apretamos un botón y tenemos un auto. Apretamos un botón y tenemos una habitación. Apretamos un botón y escuchamos música o tenemos una película. Apretamos un botón y tenemos pareja. Le digo a mi mujer, que está acá, que -ella- me costó mucho más que apretar un botón. Pero en la democracia, como con mi mujer, cuesta mucho más tiempo cambiar las cosas. Requerimos de dialogar, de negociar, de plantearnos metas, objetivos comunes. En esos tiempos hace falta gente realmente responsable», agregó.