Se cumplen 131 años del nacimiento de Alejandro Bustillo

Alejandro Bustillo
Alejandro Bustillo
Fue el creador de grandes obras como el hotel Llao Llao, el edificio del Banco Nación y el Hotel Provincial Mar del Plata.

Alejandro Bustillo nació en la ciudad de Buenos Aires el 18 de marzo de 1889. Hijo de María Luisa Madero y del doctor José María Bustillo, y descendiente (según él mismo) de las hijas de Túpac Inca Yupanqui y Huayna Cápac. Su hermano Exequiel Bustillo fue propulsor de los Parques Nacionales argentinos.

Se crió en La Pampa, donde comenzó su interés por la construcción y la arquitectura. Estudió en el Instituto Politécnico Superior Otto Krause y luego en la Escuela de Arquitectura, que por entonces dependía de la Facultad de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales de la Universidad Nacional de Buenos Aires. Pero también incursionó en otra de sus pasiones: la pintura, rama en la que obtuvo el Primer Premio del Salón Nacional de Pintura del Museo de Bellas Artes con un autorretrato.

Tras graduarse de arquitecto, en 1917 se casó con Blanca Ayerza (1892-1978), con quien tuvo 8 hijos; César, Jorge, Alejandro, Mario, Nelly, Marta, Blanca e Inés. 

Entre las grandes obras de Bustillo están el Hotel Provincial de Mar del Plata, y la sede central del Banco Nación en Buenos Aires, entre otros. Fue nombrado miembro de número de la Academia Nacional de Bellas Artes y estuvo a cargo de una gran cantidad de parques, hoteles y casa de campo.

Hotel Llao Llao

En diciembre de 1934 Alejandro viaja al Sur junto a sus hijos César y Alejandro y los arquitectos Dates y Jeco para establecer el terreno donde construiría el hotel Llao Llao. Se alojaron en el hotel Entre Lagos y designó el lugar frente al puerto Pañuelo por ser un sitio espléndido y de fácil acceso, tanto por tierra como por agua. Sus palabras fueron: “Un escenario como éste difícilmente se pueda repetir”.

La obra del Llao Llao, ganada por concurso en 1936 fue inaugurada el 8 de enero de 1938 cuando el gobernador de Río Negro, ingeniero Adalberto Pagano, enfatizó su trabajo expresando: “Y hemos aquí, ahora, ante esta nueva realidad patagónica obra exclusiva de la Dirección de Parques Nacionales e inspiración del talento de Alejandro Bustillo”. Lamentablemente, el 29 de octubre de 1939 se incendió y tuvo que edificarlo nuevamente, finalizando su construcción en noviembre del año siguiente. Y de esta manera dio espacio a una de las zonas más simbólicas y visitadas de nuestro país.

Mar del Plata

Para muchos, sin embargo, la obra más trascendente de Bustillo llegó tras la anulación de un concurso nacional para el conjunto del Casino que en 1928 habían ganado Andrés KaInay y Guillermo V. Meincke. Estas obras demandarían diez años y también se implantarían previa demolición de otras existentes: el Paseo General Paz y la Rambla Bristol, un edificio-promenade de 400ms. de largo proyectado por los arquitectos Juan Jarnin y Carlos Agote (1911-1913). A fines de 1939 se inaugura el Casino y la primera parte de la rambla, en diciembre de 1941 la rambla completa y en 1946 el Hotel Provincial y el resto de las obras de urbanización (piletas cubiertas, vestidores, etc. ).

Sobre esa obra, decía Bustillo: »De lo pintoresco a lo clásico formal, debe agregarse la alegría del color discreto y armoniosamente combinado. Por eso la magnífica cuarcita blanca dorada de Mar del Plata junto al rosa anaranjado de los ladrillos prensados, el gris azulado de las pizarras, el verde mar de las cortinas de enrollar y el blanco de las carpinterías de madera, hace de esa enorme masa de mampostería algo ligero, suave y agradable en justa armonía con la grandeza del mar, pintoresca del mar, del cielo y de la costa».

Banco Nación

Bustillo consideraba al Banco Nación como su obra máxima. El edificio ocupa toda una manzana y fue proyectado en 1937, diseñándolo con la incidencia del sol y la luz en los detalles de la fachada. Incluso, la apariencia inclinada de la obra vista desde afuera, también estuvo pensada teniendo en cuenta que si el frontis estaba inclinado, se vería derecho desde abajo. Se trata de una obra que emula el trabajo de arquitecto de Hitler, Albert Speer.

Pero Bustillo también estuvo a cargo de obras en Berazategui, como por ejemplo la remodelación de iglesia Santa María, en Hudson, y en Quilmes, donde diseñó (por encargo de la familia Bemberg) la Iglesia San José Obrero, en Villa Argentina.

Bustillo falleció el miércoles 3 de noviembre de 1982, en su domicilio de la calle Junín; sus restos descansan en la bóveda de sus antepasados. Tenía 93 años.